Cheesecake de requesón con coulis de papaya

29 de enero de 2018




¡Muy buenos días! Empezamos la semana y terminamos el mes, con una receta fresquita. Hoy os propongo una cheesecake de requesón con coulis de papaya, para el reto de mi amiga Lidia Disfruta de Nunca es demasiado dulce.


La verdad que es la primera vez que pruebo la Papaya al natural... La había probado desecada y sí me había gustado... de hecho, mi idea era traeros unas magdalenas de papaya... pero como me estaba poniendo muy repetitiva... la he dejado en borradores para otra ocasión... Porque hacerlas... las he hecho (faltaría más jajaa...)


Y es que cuando fui a comprar la papaya para hacer el reto, me quedé loca cuando vi los precios tan elevados que tenía... 6€ me costaba una... casi dos kilos pesaba... pero... ¿Y si no me gustaba? Sería una pena tirarla...

Cuando hablé con Lidia, me dijo que ella la compró mucho más barata, así que me puse a buscar en las fruterías del barrio y aquí la encontré mucho más económica... 2,30€ Así que olvidé la idea de las magdalenas y se me ocurrió hacer una cheesecake de papaya, sencilla y sin horno.

Cuando la probé... no me sabía a nada... pensaba que esta fruta, tendría un sabor especial como lo tiene el mango o el persimons... pero realmente me decepcionó bastante... porque ya os digo, que era comer... por comer... jajaa... Así que pensé en darle un toque de jengibre y una pizca de canela, para alegrar a esta insípida fruta tropical.


Resultado... Le falta mucho para ser una de mis tartas de queso preferidas... el toque de especias ayudó bastante a que enriqueciera la tarta y la decoración, aparte de que me sirvió para gastar el resto de papaya... hizo que le diera una gracia... que junto a la nata, la fruta al natural y sobretodo, el coulis de papaya (que de todo fue lo que me más me gustó), me la pudiera comer agusto.

Pero si a vosotros os gusta la papaya... esta tarta de queso, seguro que os encantará... y si la queréis SIN GLUTEN, solo tenéis que cambiar la base de galletas, por una que no contengan harina de trigo... ¡Ya sabéis!
¡Vamos con la receta!

Cheesecake de requesón con coulis de papaya



Ingredientes para un molde de 16 cm
Para la base
    110 gr de galletas al gusto (La mía es sin gluten)
    45 gr de mantequilla sin sal

Para la cheesecake
    200 gr de requesón
    200 ml de leche evaporada
    200 gr de nata líquida para montar (con un mínimo de 35% m.g.)
    150 gr de coulis de papaya
    40 gr de azúcar
    5 ml de zumo de lima
    2 gr de Agar-agar
    La ralladura de la piel de media lima

Para el coulis de papaya
    200 gr de Papaya
    50 gr de azúcar
    50 gr de agua
    50 gr de ron
    Pizca de jengibre
    Pizca de canela molida

Para la nata
    250 gr de nata líquida para montar (con un mínimo de 35% m.g.)
    4 cucharadas rasas (de 15 gr) de azúcar glasé
    1 cucharada (de 15 gr) de queso crema Philadelphia

Elaboración
Lo primero que haremos será el coulis, que lo haremos con varias horas de antelación y si es de un día para otro mejor... Pondremos todos los ingredientes en una cacerola y lo dejaremos unos 5 minutos a fuego medio, para que la papaya suelte su jugo... A continuación, dejaremos templar y lo batiremos en un vaso eléctrico... por último, lo pasaremos por un colador para que nos quede lo más fino posible... Reservaremos en un bote de cristal, tapado en la nevera, mínimo unas 3 horas...

Ahora haremos la cheesecake... Moleremos las galletas hasta hacerlas polvo... (las podemos introducir en una bolsa y golpearlas, o bien en una picadora...) echaremos la mantequilla derretida (que no esté caliente) y removeremos... Pondremos la pasta en el fondo del molde y nos aseguraremos, que no queden agujeritos por donde se pueda escapar, luego el líquido de la cheesecake, así que presionaremos bien con una cuchara y seguidamente meteremos el molde en la nevera.

En un cazo echaremos todos los ingredientes para hacer la cheesecake... lo pondremos al fuego y removeremos constantemente para que no se pegue. Una vez rompa hervir... lo dejaremos 2 minutos y apartaremos del fuego.

Echaremos con cuidado sobre el molde que teníamos en la nevera y dejaremos que temple, antes de volverlo a guardar en el frigorífico, donde lo dejaremos reposar un mínimo de 4 horas... (Mejor toda la noche).

Cuando vayamos a servir... montaremos la nata (que debe estar muy fría) junto con el azúcar... por último le añadiremos la cucharada de queso crema... 

Cortaremos unos trozos de papaya y por último echaremos el coulis que nos quedaba, por encima.


Pues hasta aquí la receta de hoy... espero que os haya gustado... por cierto... tengo una curiosidad... 
¿Os gusta a vosotros la Papaya? 
¿Soléis comprarla a menudo?

Y por si no os gusta mucho... os dejo el enlace a mi última receta en La Chocolaterapia... BOMBONES DE CHOCOLATE RELLENOS DE TURRÓN DE JIJONA... están.. ojú... como están... jaajaaaa...

¡Se os quiere! 😍
Un beso, Elisa Domínguez

7 comentarios:

  1. Hola Eli!! Tengo que decirte que bueno, la papaya a mí también me decepcionó bastante, como dices también esperaba que tuviese un sabor peculiar, pero nuestro gozo en un pozo... a pesar de ello creo que hemos sabido sacarle partido,porque tu tarta tiene na pinta increíble y dice cómeme al instante!! Gracias por participar un mes más. Muchos bess

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si Lidia! Estuve apunto de no publicarla... aunque todos me decían que el problema no era la receta... sino la fruta escogida para el reto. .. es como si me pones un postre con coco... a muchos les gusta y yo no lo puedo ni oler... Esperemos que la próxima tenga más sabooor 😉 Muchas gracias! Besos

      Eliminar
  2. Hola Eli!! Bueno, no sabemos cómo estará de sabor, por lo que comentas de la papaya, pero la presentación y las fotos son tan bonitas que ya invitan a probarla... Nosotras nunca hemos probado la papaya la verdad, así que no sabemos si nos pasaría lo mismo que a ti, pero vamos... No rechazariamos un trocito de este cheesecake ni locas! 😊
    Un besito!

    ResponderEliminar
  3. Hay postres que nos gustan más y postres que nos gustan menos, pero siempre hay una tarta para cada uno y seguro que para alguien esta cheesecake es perfecta.

    Entiendo lo que dices porque cuando se ve la papaya con ese color tan bonito esperas arrearle un mordisco y quedar extasiada del gusto por el sabor de la fruta y sin embargo... ¡desilusión al canto!

    Sinceramente, a muchas frutas tropicales les pasa, y son también de las de precios prohibitivos.

    No te apenes, que de aspecto es bien bonita

    ¡Besos mil!

    ResponderEliminar
  4. Queda visualmente muy vistosa y muy apetecible. Pero lo que tú dices, al que no le guste la papaya pues que lo sustituya por otra fruta y la receta le quedará igual de rica.
    Besines!!!

    ResponderEliminar
  5. ¡¡Hola Elisa!! Yo suelo comer papaya de vez en cuando, sobre todo en verano. Se debe comer fría, retirando bien las pepitas, pues no le dan buen sabor, y se potencia el sabor si se le añade unas gotitas de limón. Tiene muchísimas propiedades, y lo mejor, es que tiene menos calorías que una manzana. Es ideal en ensaladas, precisamente porque tiene un sabor un poco insípido, le pasa un poco como el aguacate, pero a cambio, contiene un montón de fribra, regula niveles de colesterol y azúcares, contiene vitamina C...en fin, y un largo etc. Por cierto, y no es aconsejable para mujeres embarazadas y niños menores de dos años.
    Y bueno, después de todo este rollo, ja, ja, a mi seguro que me gusta tu cheesecake, eso si, como yo la conozco muy bien, si la pongo para dulce, la combino con leche condensada si lo quiero potente o algún sirope de ágave si lo quiero más light, o con algo que endulce, que para la ensalada si me gusta tal cual, pero en dulce, que sea dulce, dulce ja, ja. Te haya gustado más o menos, lo cierto, es que esta tarta por la vista, te aseguro que entra, te ha quedado divina. Besitos.

    ResponderEliminar
  6. Pues nos ha encantado tu propuesta con papaya elisa!! LA cobertura se ve espectacular!!! besitos guapa!

    ResponderEliminar

Especialmente dulce solo se alimenta de vuestros comentarios. Os agradezco el tiempo que dedicáis a ello... Si te animas a participar, recuerda que supone el consentimiento y la aceptación del Aviso Legal, Política de Privacidad y Cookies de este blog. ¡MUCHAS GRACIAS!

Blogging tips