Tarta de queso de la viña tradicional (sin gluten y mezcla de quesos)

27 de mayo de 2019


¡Hola reposterillos! Hoy os traigo la tarta de queso de la viña, que para mi gusto, es la más rica del mundo y feliz de que su origen sea español. Muchos no solo la conocéis, si no que habéis tenido la suerte de catar su suave sabor de primera mano. Pero si aún... no eres uno de esos privilegiados (como yo), estas a tiempo de poder disfrutar de ella en casa, con la receta que encontré. Viene directa de las mismas cocinas del restaurante La viña de San Sebastian, donde Santiago Rivera, nos desvela la receta original de esta tarta... que se ha hecho mundialmente famosa.

 Los ojillos me hacían chiribitas de la ilusión que me hizo encontrar este vídeo y me puse manos a la obra enseguida y quedó una tarta de lujo y muy cremosa... Desde aquel día, la he hecho muchas veces... eso sí... de tamaño reducido... porque la original ¡lleva 7 huevos!. También... os traigo una mezcla de sabores de queso... que descubrí hace unos meses... con aquellas mini tartas de queso semicurado, que personalmente la hace más gustosa... porque para qué engañarnos... podemos hacerla parecida... pero el sabor de su queso y la nata donostiarra, solo la tienen ellos.


La primera vez que la hice, fue está que podéis ver aquí... que la conocí gracias a mi amiga Mar de ¡Cómo he puesto la cocina! y lo único que cambié... fue la harina de trigo, por una sin gluten (como he hecho en esta ocasión...) La receta es casi la misma, si sumamos y restamos cantidades... pues está muy conseguida (no sé si esa también era de alguien que la vio por algún lado como yo...). Lo único que Mar le añadió un poquito menos de azúcar... porque lo veía demasiado... no estaba tan dulce... pero la verdad... que en casa, ya nos cautivo tal cual...

La elaboración anterior... es más rápida, porque mezclamos todos los ingredientes con la batidora eléctrica y en esta ocasión... lo hacemos a mano. Yo la he utilizado, para mezclar los quesos... pero cuando la hago solo con queso crema... (cosa que podéis hacer vosotros también...) no la necesito... con una simple cuchara como podemos ver en el vídeo la podemos mezclar. Aunque yo lo hago con una varilla manual.


Esta receta... ya sea con los tres queso o uno... es verdad que sale un corte más parecido, a los que sirven por allí... Si indagáis un poco por las fotos o mejor los vídeos que se encuentran en Instagram... veréis que las raciones, son trozos estrechos, que los sirven recostados en el plato, porque tendrían que cortar un buen trozo, para que se quedara de pie, de lo cremosos que son...

También podéis ver... que están todas en una estantería, esperando ser catadas... (menuda locura tiene que ser entrar... ¡Tengo que ir como sea!) Así que creo que no se sirven frías... si no a temperatura ambiente... pero esto solo es una observación mía... no se si alguna afortunada catadora... me lo puede confirmar... Nosotros la solemos comer a temperatura ambiente...  porque así tiene mucho más sabor... pero eso es a gusto del consumir...

¡Vamos con la receta!

Tarta de queso de la viña


Ingredientes para un molde de 15 cm
    280 gr de queso crema Philadelphia
    215 ml de nata para montar (con un mínimo del 35% m.g.)
    170 gr de azúcar blanca
    100 gr de queso fresco*
    48 gr de queso semicurado*
    3 huevos XL
    1 cuchara medidora rasa sin colmo (de 15 ml) de almidón de maíz (Maizena) (igual a 10 gr)
*Lo podéis sustituir por la misma cantidad de queso crema. 
(Todos lo ingredientes tienen que estar a temperatura ambiente).

Elaboración:
Mezclaremos lo quesos con la batidora (minipimer o procesador de alimentos), más que nada por el semicurado que aunque esté más blando (Según el calor que haga en casa), puede quedar algún trocito molesto. (Y si lo hacéis solo con el queso crema... la batidora no hace falta... nos ayudaremos de una cuchara para mezclar).

Una vez tengamos el queso cremoso... mezclaremos con los huevos... con movimientos envolventes y sin batir. A continuación... añadiremos el azúcar y mezclaremos de igual manera... despacio hasta integrar bien... y seguidamente la harina. Por último... echaremos la nata.

Ahora mojaremos un trozo de papel de horno, lo suficientemente grande, para que cubra el molde. Lo estrujaremos bien y forraremos nuestro molde desmontable, con él.

Echaremos la masa y hornearemos a 210º... 20 minutos con calor arriba y abajo en la posición del centro... más 10 minutos con el horno apagado, con la puerta cerrada. (Un truquillo para crear humedad en el interior... y que quede aún más jugosa... es meter dentro del horno, un vaso con agua).

Una vez pasado el tiempo, la sacaremos del horno... (Para que quede en su punto... no debemos sacarla cuando esté completamente cuajada... por ello, no os digo que la pinchéis con un palillo... pues si sale seco... se nos quedará dura...) el centro debe de bailar un poco al sacarla y terminará de hacerse al enfriar sobre la encimera... unas 2 horas.

Si os gusta fría... una vez que temple... la podéis guardar en la nevera un par de horas, antes de consumir y ¡A disfrutar!


¿Un trocito? 😜

Espero que os haya gustado la receta de hoy y que la hagáis en casa... no podéis dejar de probar esta tarta de queso, que está considerada una de las 10 mejores, de todo el mundo.

¡Os va a encantar!

¡Ah! Y si os gusta el chocolate... mañana os espero con una nueva receta en La Chocolaterapia


Un beso, Elisa Domínguez.